Ciberataques: qué son y cómo evitarlos

Basta un simple click del ratón para causarte grandes problemas. Es lo que ocurre cuando alguien es víctima de lo que se conoce como ciberataques. Puede que te suene a algo que pasa en películas de espías o a grandes empresas, sin ir más lejos la Cadena Ser y Everis han saltado a los titulares de prensa en los últimos meses por sufrirlos. Pero la triste realidad es que los delincuentes informáticos también tienen el ojo puesto en los ciudadanos normales, como tú. De hecho, los principales objetivos de los 102.414 ciberataques que se registraron en España en 2018 fueron usuarios particulares y pymes, según un estudio encargado por Google y elaborado por The Cocktail Analysis.

Los ciberataques son una explotación de sistemas informáticos mediante códigos que alteran la lógica o los datos del ordenador o el dispositivo móvil y que genera consecuencias perjudiciales como el robo de datos. En otras palabras, cuando algún pirata informático se cuela en tu ordenador para, de una forma u otra, robarte o extorsionarte, dependiendo del tipo de ataque que sea.

Los ciberataques más comunes

Ciberataques

Los ciberataques más comunes que sufren los usuarios particulares son el phishsing y el malware. Con el primero se pide a la víctima que introduzca sus credenciales de acceso a través de una página fraudulenta para luego robarlas y suplantar su identidad. Por ejemplo, pinchas en un enlace que te pide tu usuario y contraseña de redes sociales para poder seguir navegando o acceder a un contenido. Desconfía siempre de este tipo de enlaces, aunque te llegue desde un correo electrónico o un mensaje con el nombre de una persona que conoces. Y recuerda que la curiosidad mató al gato. Que a veces por las ganas de saber o ver algo no se es consciente del riesgo que se corre al dar datos personales.

El malware engloba diversas formas de software dañino, como puede ser un virus, que entran en un ordenador y puede llegar a hacerse con el control de él o monitorear todo lo que hace el usuario. Así, por ejemplo, pueden saber tu contraseña para entrar en un tu cuenta bancaria digital y acceder a ella. O el número y el código de seguridad de tus tarjetas de crédito y luego usarlos para robarte. Puede entrar en tu ordenador al abrir un enlace o al descargar un archivo sin que te des cuenta. De hecho, puede que ni siquiera seas conscientes de que tu dispositivo está siendo espiado.

Mira en tu navegador que la web que visitas tenga un pequeño candado seguido de https

La principal forma de prevenir los ciberataques, además de tener un programa antivirus, es usar la razón y desconfiar. Si visitas páginas con contenido pirata es más probable que te intenten colar una descarga infectada o que te manden un enlace para robar tus datos. Y no te fíes de esas web o perfiles de redes sociales que te ofrecen estupendos premios solo por pinchar un enlace. Cuando estés en Internet mira en la barra de tu navegador que la página es segura, lo puedes ver fácilmente porque, como ocurre con la de Monedo Now, tiene un pequeño candado y empieza por https. Y si por supuesto, no dudes en acudir a la Policía Nacional a denunciar si has sido víctima de alguno de estos tipos de ciberataques.

A la hora de pedir un crédito online tienes que tener en cuenta también la seguridad de tus datos. Por ello, hazlo en sitios como Monedo Now que cumple con todos los requisitos de seguridad y no te dejes llevar por webs cuyo aspecto te parezca un poco dudoso aunque te ofrezcan mejores ventajas. Recuerda que lo barato te puede salir caro.

*Por favor, ten en cuenta que el contenido de este post no constituye asesoramiento financiero. Te recomendamos que consultes a tu asesor financiero personal antes de aplicar cualquier consejo o recomendación que figure en este post.