4 ideas brillantes para impulsar negocios pequeños

Poner en marcha los negocios pequeños es una labor que se puede considerar a veces como titánica. Hay que tener una buena idea y después llevarla a cabo tras conseguir que lidiar con el papeleo no acabe con tu paciencia. Y una vez que esté en marcha, en los primeros meses es vital que el negocio tome el impulso necesario para sobrevivir. Por ello es necesario tener un plan de actuación. Y, sobre todo, es muy importante no dejarse llevar por el pesimismo al primer revés, ya que debes tener claro que te vas a encontrar con varios durante el camino. En esos casos, la constancia será tu mejor aliada. Es post te puede ayudar con cuatro ideas brillantes para impulsar negocios pequeños.

1. Escucha a tus clientes

No dejes pasar por alto ninguna de las opiniones que te llegan de tus clientes. Al fin y al cabo a ellos es a los que te diriges y quizá ven algo que tú no y que te puede ayudar a mejorar y a crecer. Eso sí, antes de tomar una decisión en base a una opinión, medítala, en los negocios pequeños hay que tener claro lo que se pretende, ir dando bandazos con tu estrategia puede ser más peligroso que beneficioso.

2. Sal de tu zona de confort

Una cosa es no dar bandazos y otra es no cambiar nada porque el proyecto marcha bien. No significa que tomes grandes riesgos, pero sí que pruebes a hacer algunos cambios controlados para intentar impulsar tu negocio. Si no funciona, siempre puedes dejarlo a un lado y seguirás teniendo la base solida que tenías antes, pero sin algún riesgo es más difícil ganar.

El marketing también es importante en los negocios pequeños

3. Apuesta por productos que te distingan de la competencia

negocios pequeñosSi ofreces servicios o vendes mercancía que tienen otras muchas empresas de tu sector te será más difícil destacar. Una de las claves de los negocios pequeños para crecer es diferenciarse. Si no quieres asumir muchos riesgos, no bases tu catálogo solo en lo diferencial, pero sí hazle un hueco y que sea lo que potencies a la hora de comunicar, ya sea en tus redes sociales, página web o escaparate.

4. Define una estrategia de marketing

El consejo anterior no te valdrá de mucho si no tienes una estrategia de marketing definida que te ayude a comunicar lo que vendes a la audiencia adecuada. Quizás pienses que a los negocios pequeños eso del marketing le viene grande, pero no te equivoques. Obviamente no necesitas un plan como el de una gran empresa, pero sí debes tener claro qué es lo que quieres trasmitir y mediante qué vías: redes sociales, mandar newsletters a tus clientes con descuentos, ofertas en tu propio local… Debes conocer a tus clientes y pensar en la mejor forma de llegar a ellos. No para todos los negocios sirven las mismas herramientas.

Poner en marcha negocios pequeños y sostenerlos hasta que empiecen a dar beneficios exige de un capital del que es posible que no dispongas. En ese caso, puedes pedir uno de los préstamos sin aval que ofrece Monedo Now y tener el dinero al poco tiempo en tu cuenta para que puedas empezar con tu proyecto.

*Por favor, ten en cuenta que el contenido de este post no constituye asesoramiento financiero. Te recomendamos que consultes a tu asesor financiero personal antes de aplicar cualquier consejo o recomendación que figure en este post.