Qué es la Tasa Google que quiere imponer el Gobierno

Desde hace más de un año, en las secciones de Economía de los medios de comunicación vienen apareciendo noticias en las que se habla de la Tasa Google. El anterior Gobierno ya la recogía en el acuerdo que firmó con Podemos en octubre de 2018 para aprobar conjuntamente los Presupuestos Generales del Estado, algo que no llegó a suceder y que trajo consigo una nueva cita con las urnas. Ahora que ya hay Ejecutivo de coalición entre estos dos partidos, el Ministerio de Hacienda puede seguir adelante con un proyecto que la ministra María Jesús Montero defendía como necesario cuando aún estaba en funciones.

Puedes que te preguntes qué es la Tasa Google y si te afecta. La respuesta es no, no es un impuesto que tengas que afrontar tú. O al menos no de modo directo, veámos a continuación.

¿A quién va destinada la Tasa Google?

Tasa Google

La Tasa Google es el nombre coloquial con el que se designa al Impuesto sobre Determinados Servicios Digitales que tiene como propósito que las grandes empresas tecnológicas que tengan publicidad dirigida tributen en los países donde estén generando sus ganancias. En pocas palabras, que si ganan dinero gracias a los anuncios online que consumen los españoles, paguen impuestos aquí, en concreto, el 3% de la facturación. Entre dichas compañías, además de la del buscador que da nombre a la tasa se encuentran por ejemplo Facebook, Amazon, Booking o Airbnb.

Se conoce como Tasa Google a un impuesto sobre las ganancias que provienen de la publicidad digital de las grandes empresas

Quedan fuera las pymes y las startups, ya que este tributo se enfoca en las firmas cuyos ingresos en España sean superiores a 3 millones de euros y sus ingresos totales anuales sean al menos de 750 millones.

Cuando el anterior Gobierno aprobó en enero de 2019 la Tasa Google que finalmente no llegó a materializarse por la falta de acuerdo en el Congreso, la por entonces portavoz del Ejecutivo, Isabel Celáa, aseguraba que se esperaba recaudar con ella 1.200 millones.

La Tasa Google ha derivado en un enfrentamiento entre EE.UU. y Francia

La implantación de la Tasa Google no es algo que esté en estudio solo en España. Francia también está trabajando en una similar, aunque se ha encontrado de frente con la oposición de Donald Trump que amenazó con subir los aranceles a los productos franceses que se exporten a Estados Unidos si entraba en vigor. De hecho, Francia anunció a finales de enero que ha propuesto que se congele este impuesto hasta diciembre, en lo que se interpreta como un gesto para no avivar la guerra comercial con EE.UU.

Además se está a la espera de que la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico apruebe este año una medida, que no afectaría solo a las grandes compañías tecnológicas, para que las empresas paguen sus impuestos en el país en el que están sus usuarios. Esto respaldaría iniciativas como las de España y Francia y ayudaría a impulsar un acuerdo dentro de la Unión Europea, para plantar cara con más fuerzas a las amenazas de posibles guerras comerciales.

Como ves, todo está aún en negociaciones. Los impuestos que sí son seguros son los que te tocan pagar a ti, como el IBI por ejemplo. Si en el momento de afrontarlos necesitas uno de los préstamos sin aval que ofrece Monedo Now recuerda que se puede solicitar de una manera muy sencilla y devolverlo en cuotas personalizadas según el estado de tus cuentas.

*Por favor, ten en cuenta que el contenido de este post no constituye asesoramiento financiero. Te recomendamos que consultes a tu asesor financiero personal antes de aplicar cualquier consejo o recomendación que figure en este post.