TEST: ¿Tienes madera de emprendedor?

Quizá por la grave crisis económica que viene azotando España en la última década, quizá porque el ejemplo de algunas personas triunfadoras sirve de inspiración, pero lo que sí está claro es que en los últimos años se ha multiplicado el número de emprendedores. La falta de trabajo ha llevado a muchos a ser emprendedor, buscarse su propio empleo y a lanzarse a montar su negocio. El auge de las nuevas tecnologías ha sido clave en el surgimiento de estos empresarios que arriesgan su capital y tiempo para conseguir en algunos casos su sueño, en otros, una manera de ganarse la vida.

Pero no todo es de color de rosa en el camino al éxito del emprendedor. Por cada triunfador hay varios que se quedan en el camino. Incluso en muchos casos los que logran conseguir su objetivo han cosechado fracasos anteriormente. Si estás pensando en lanzar un negocio debes pararte y reflexionar bien los pros, los contras y si realmente tienes madera de emprendedor. Este test te puede ayudar a aclararte las ideas.

¿TE ASUSTA EL FRACASO? emprendedor

Opción A: No te da miedo fracasar. Es más, te tomas los reveses como una forma de aprender. Tienes grabado en tu mente que si te caes tienes que levantarte rápidamente.

Opción B: No asumes bien las decepciones y después de sufrir una te quedas largo tiempo compadeciéndote de tu mala suerte. Incluso llegas a dudar de tus capacidades.

¿ERES ARRIESGADO?

Opción A: Consideras que si no hay riesgo no hay emoción. Lanzarte a nuevos objetivos te motiva.

Opción B: Te gusta jugar sobre seguro. No empiezas algo o no tomas una decisión hasta tenerlo todo muy meditado.

¿CÓMO TE AFECTAN LOS CAMBIOS?

Opción A: Te adaptas fácilmente a nuevos ambientes, trabajo y objetivos. No cierras la puerta a las novedades.

Opción B: Te aferras a tus ideas aunque veas que quizá no son las más adecuadas para conseguir lo que te propones. Prefieres quedarte en tu zona de confort haciendo lo que conoces.

¿SABES TRABAJAR SIN UN JEFE?

Opción A: Tienes la suficiente fuerza de voluntad para hacer algo aunque no te apetezca, para ponerte horarios y cumplirlos.

Opción B: Eres de los que procrastinas y dejas todo para el último minuto. Estás más cómodo si alguien te dice qué hacer y te marca los tiempos.

¿ERES ORDENADO Y NO TE ASUSTA LA BUROCRACIA?

Opción A: El papeleo no es un problema para ti. Sabes solucionar trámites con las administraciones y si tienes problemas sabes dónde buscar las soluciones.

Opción B: Prefieres que otra persona te haga la declaración de la renta. Rellenar formularios de impuestos o presentar escritos se te hace cuesta arriba.

Conclusiones

Mayoría de A:

Tienes un emprendedor dentro de ti. No te asusta el riesgo y te adaptas bien a los cambios, dos características que te harán falta si el negocio que tenías en mente no llega a funcionar como pensabas y tienes que reorientarlo. Eres concienzudo en el trabajo y los trámites para hacerte autónomo, liquidar el IVA o conseguir permisos de las administraciones no te supondrán un problema. Si das con el perfil y quieres emprender una aventura profesional pero no tienes los recursos económicos, que esta circunstancia no te desanime. Puedes empezar accediendo a préstamos personles como los que ofrece Monedo Now para poner en marcha tu idea.

Mayoría de B:

Aunque hayas leído historias de éxito y pienses que tú también puedes conseguirlo quizá lo tuyo no sea emprender. Para poner en marcha un proyecto tienes que ser arriesgado, saber que es posible que fracases y que debes sobreponerte rápido si no consigues lo que quieres. Tu empresa te exigirá la mayor parte de tu tiempo y esfuerzos y debes pensar bien si te merece la pena. No te dejes llevar por modas, charlas motivacionales o libros que hayas leído. Tú te conoces mejor que nadie, mira en tu interior y no te engañes.

*Por favor, ten en cuenta que el contenido de este post no constituye asesoramiento financiero. Te recomendamos que consultes a tu asesor financiero personalantes de aplicar cualquier consejo o recomendación que figure en este post.